QT DESTACADO

Sr. Gonzalez estará en 3º edición de Mercedes-Benz Fashion Week Chile

Historias de moda: ¿Comprar o reciclar zapatos?

No es primera vez que me pasa. Escojo los zapatos que acompañarán mi tenida del día siguiente... Me los pongo, voy a la oficina y chan! los miro con detención y me doy cuenta que la tapilla está a punto de comerse al taco o simplemente no existe. Esa anécdota, que sólo a mi me importa, me ha hecho pensar en el mucho y poco uso que le doy a ciertos objetos de moda y principalmente a los zapatos... ¿Cuántas veces repites los mismos zapatos? ¿Cuántos zapatos te compras al año? ¿Qué haces con los que ya no usas?

¿Comprar o reciclar zapatos?

Hace un tiempo me bajó la locura por hacer una "auditoría" de todos mis zapatos. ¿Cómo lo hice? Los tomé uno por uno y los fotografié en un fondo blanco. Mi idea era sincerar mi "colección" y precisar con exactitud cuántos realmente uso y cuáles no. De estos últimos quería entender qué me llevó a dejar de ponérmelos y qué podía hacer con ellos.

Mis zapatos Luciana Regolo que he comenzado a usar más

El resultado de este engorroso proceso -lo sé a veces soy una ociosa de tomo y lomo- me mostró que tenía 76 pares de zapatos (con y sin taco, incluyendo zapatillas, sandalias y hawaianas), de ese total sólo usaba frecuentemente 20 (27%). Habían 44 (58%) que no usaba casi nunca y 11 (15%) que me los puse un par de veces y nunca más los toqué. Los "no usados" tenían en común ser muy bonitos por afuera, pero una herramienta de tortura por dentro. Muy altos, muy apretados, estrechos (varios los he comprado por Internet y descubro que no me calzan bien, luego del primer uso), muy destructores de pies. No importaba el calificativo o adjetivo que quisiera agregarles, su utilización suponía un acto masoquista, que claramente no estaba dispuesta a vivir.


¿Qué hice con ellos? Con el dolor de mi alma -porque todos me gustaban por su color, diseño y/o estilo, además casi todos tiene potencial de "heredar"- decidí regalarlos. El criterio fue simple: las botas bellas que me quedaron chicas al momento de ponérmelas se las regalaría a una amiga que tiene el pie chico y que apreciaría el diseño. Los otros zapatos estilo "cascanueces" de bello estilo, se los pasaría a mi mamá y hermanas para que decidieran si se los dejaban o los cedían a terceras personas.

Estas botas Luz Príncipe se las di a una amiga. Ella las usó durante el invierno como manda

 El proceso de desprenderme de ellos no fue fácil, pero en el momento que los metía a la bolsa pensaba en que quizás a otra le darían más placer que a mi. Porque en mi caso, hace tiempo que dejé de comprarme zapatos sólo por "vestir mis pies", lo hago porque con ellos reflejo parte de mi identidad, muestro mi amor por los detalles y mi necesidad de caminar firme, sin temor a lo que los demás esperan de mi.

Pero, ¿qué política adoptaría respecto a mis zapatos? ¿dejaría de comprar? ¿reciclaría los que ya tengo, revisando si están en buen estado y arreglándolos para seguir usándolos?

1- Decidí que regalaría todos lo que no iba a usar a personas que me prometieran que se los pondrían. Mi idea era heredar en vida, teniendo la certeza que cumplirían la función por la que fueron creados y no aportaría con más "basura fashionista" al planeta.

Me los compré en Lima en una clásica tienda de souvenirs cerca de la Plaza de Armas, pero los usé un par de veces porque los encontré muy duros. ¿Su destino? Los regalé.


2- Revisaría el estado de mis zapatos regalones y los arreglaría antes que pasaran a la morgue, ya que tengo claro que hay algunos que uso casi como "manda". Además el zapatero me advirtió que a este ritmo de "destrucción" terminaré cambiando los tacos y no las tapillas (me ha tenido que raspar varios tacos por la tontera).

3- Trataría de comprar menos, y privilegiaría la comodidad y el diseño, por sobre cualquier otro factor. La idea es comprar zapatos que realmente usaría. Mi "auditoría" me ayudaría a revisar los colores y estilos que tengo en mi "catálogo" personal, de tal manera de identificar con qué los puedo combinar y qué otros podrían sumarse como aporte a mi vestuario existente.

Mis botines Sagrado  MadeinChile fueron mis fieles compañeros en mi viaje por China. Son muy cómodos

Está claro que los zapatos son una fetiche femenino y el deseo de tenerlo es casi incontrolables. Sin embargo, el medio ambiente y mi compromiso con el consumo ético, me han hecho reflexionar sobre cómo ayudar a mantener viva la industria, sin convertirme en una creadora de basura fashion. La tarea todavía no termina. ¿Cómo la están llevando a cabo ustedes?

6 comentarios:

  1. Es tan dificil separarse de los zapatos, pero tb lo he hecho, sobretodo de los tacos super altos que me obligan a estar sentada la mayor parte del dia o no usarlos. Prefiero los zapatos de cuero, esos siempre los acepto incluso heredados, porque si se les cuida bien y son de un diseño clasico, te pueden acompañar durante la vida. Los made in china cuando mueren, no me duele pk salen baratitos!
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hola Sofía! gracias a Dios no tengo taaantos zapatos a lo mucho me compro uno o dos pares por temporada, y jamas me los compro por impulso, me gusta escoger modelos atemporales, los que dejo de usar los regalo también, y al igual que tu he decidido comprar zapatos con los que sea fácil caminar y no una tortura, como camino mucho los flats son los que mas me gustan, y prefiero los tacos anchos y los de cuña porque son mucho más cómodos que los de taco aguja. Me ha gustado este post interesante el tema del "consumo ético" de acuerdo contigo ;)

    www.urbanikamoda.blogspot.com

    ResponderEliminar
  3. de seguro tu amiga debe estar muy feliz! las botas son realmente lindas. desprenderse de cosas que son tan apreciadas cuesta, pero es necesario...especialmente si a uno le gusta estar en una constante renovación.

    ResponderEliminar
  4. LASTIMA A MI ME GUSTARON LOS QUE COMPRASTE EN LIMA SI HUBIERA SABIDO ANTES Y FUERAN TALLA 35 TE LOS QUITO DE LAS MANOS

    ResponderEliminar
  5. Buu Dulcemiel, lo hubiera sabido y te los regalo. Y sí Karem, mi amiga está muy feliz :-)

    Gracias Rebeca por tu comentario!

    ResponderEliminar
  6. Generalmente acostumbro a usar los zapatos hasta matarlos, pero cuando he tenido zapatos que uso poco tiendo a regalarlos a alguien después de un tiempo =)

    ResponderEliminar

Todos los comentarios realizados en este blog son de exclusiva responsabilidad de quien los escribe, por eso te pido altura de miras y conversación - discusión sin ofensas o acusaciones que no se puedan probar. QT es un medio colaborativo, ayúdame a mantenerlo de esa manera.