Trazabilidad en la moda o cómo transparentar los procesos

Cada vez que compro una prenda de grandes marcas de precio muy bajo, no puedo evitar pensar en cómo se llegó a ese valor. ¿Cuánto se habrá pagado por la tela? ¿Quién la habrá cocido? ¿Habrá trabajado en condiciones dignas? Por suerte, en algunas marcas que cultivan el slow fashion todas estas preguntas tienen respuestas concretas y transparentes. Hoy revisamos ejemplos y nos adentramos en el mundo de la trazabilidad de la moda.

Quiero conocer el paso a paso de tu cadena de valor

En la medida que los consumidores van tomando conciencia de los costos reales de las prendas, del proceso creativo y cadena de valor, con mayor fuerza exigen que las marcas transparenten su información. ¿Cuál es la procedencia de la materia prima? ¿Quiénes confeccionaron las prendas? ¿Qué tipo de relación contractual se tiene con esos trabajadores?, etc. Todas esas preguntas componen lo que en una cadena de producción se llama trazabilidad. Es decir, "conjunto de acciones, medidas y procedimientos técnicos que permite identificar y registrar cada producto desde su nacimiento hasta el final de la cadena de comercialización".

Un simple diagrama puede transparentar los procesos de un producto de moda. Foto: Frogpearl

En el caso de industria de la moda, la trazabilidad es más compleja, sobre todo porque muchos de los procesos se deslocalizan. De hecho, según una nota de Modaes, Inditex (la corporación dueña de Zara) cuenta con equipos internos y externos de auditoría compuestos por más de 200 profesionales repartidos por todo el mundo para controlar sus procesos y evitar situaciones que pongan en peligro su reputación.

No obstante, ese ejército de “fiscalizadores” deja de ser necesario en la medida que se relocaliza la producción o se trabaja con menores volúmenes, ya que ese nuevo contexto facilita el control de cada uno de los pasos de la cadena de valor.

Lo que también hay que tener en cuenta es que las respuestas a las interrogantes sobre la producción, no sólo ayudan a que el consumidor compre una marca responsable y concientemente, sino también facilitan la transmisión de los valores de marca y el relato de identidad que lleva adentro.

Ejemplos de trazabilidad transparente de la moda

Opción sin fines de lucro: Indego Africa

Indego Africa es una organización sin fines de lucro, que se define como una “empresa social en acción”. Desarrollan accesorios en comunidades de mujeres de zonas rurales de Ruanda, y el 100% de las ventas son destinados a financiar programas de capacitación para sus afiliadas. Si bien poseen una tienda virtual con sus productos para la venta –además de la opción de donar al proyecto-, también han trabajado con grandes marcas (ejemplo: JCrew, Jill Golden) en líneas especiales.

Un resultado de la alianza de Indego Africa con J.Crew

Opciones con fines de lucro 1: IOU Project

IOU Project es una marca que me encanta y que he reseñado en varios oportunidades. Ella busca incluir al consumidor dentro de la cadena de valor mostrándole cómo fue confeccionada la prenda, quién y cómo se hizo a través de su sitio web, una aplicación en Facebook y un código QR.  Ello porque las telas de sus colecciones son fabricadas en cooperativas acreditadas de la India y luego confeccionada en talleres en Europa. De hecho, quien compra una prenda también se puede sumar a este círculo virtuoso.

El resultado de una cadena transparente: El vestido reversible de OIU Project 

Opciones con fines de lucro 2: Chilote House Shoes

Hace unos días les conté de Chilote House Shoes, marca dedicada a los zapatitos de casa, en la que cada uno de sus productos cuenta con un código QR, donde es posible conocer todas las personas que están detrás de su fabricación. Además han desarrollado un interesante modelo de negocio llamado "eco-incluido", donde la marca se adopta a los tiempos de sus trabajadoras.

Los zapatitos de casa de Chilote House Shoes

Cómo trasparentar con un presupuesto limitado

La mejor forma de trasparentar los procesos cuando se tiene un presupuesto limitado es mediante el sitio de la marca, explicando detalladamente quiénes intervienen en cada prenda y/o sumando esta información en las etiquetas. En el último caso, hay que analizar cuán efectivo es esta acción cuando las tiendas que distribuyen la marca, re-etiquetan los productos.

Más allá de la opción que se tome, contar y comunicar los detalles de la cadena de valor, no sólo genera confianza y fidelidad de marca, sino también consumo responsable y entendimiento racional del trabajo que hay detrás de cada propuesta. Sin duda, una inversión con beneficios a corto y largo plazo para todos los actores involucrados.

(Foto principal: Indego Africa)

0 comentarios:

Todos los comentarios realizados en este blog son de exclusiva responsabilidad de quien los escribe, por eso te pido altura de miras y conversación - discusión sin ofensas o acusaciones que no se puedan probar. QT es un medio colaborativo, ayúdame a mantenerlo de esa manera.